viernes, 5 de diciembre de 2008

Para qué unificar el idioma

Si no mal recuerdo (porque lo leía a la carrera y saber dónde), la próxima semana presentan la Gramática Unificada del Español (aunque en realidad no se llama así). Hay que valorar este enorme esfuerzo para unificar nuestro precioso idioma, que no es más bonito que el portugués, pero sí más que el inglés.

Sin embargo, tener que hacer esto es una tarea un poco frustrante, porque si de por sí hablamos tan diferente, incluso dentro de los mismos países, imagínese entre varias naciones. Porque habrá que reconocer que cuesta un ojo de la cara entenderle a un cubano, sobre todo cuando éste está sonriendo, es decir, siempre. O saber qué dice un colombiano que ya lleva unas tres copas de aguardiente, a un chilango asaltando un bus o a un andaluz contando chistes. O, para no ser chauvinista, ha de ser difícil para cualquier hispanohablante entender a un patanote guatemalteco, sobre todo cuando habla de la Selección Nacional de Futbol.

Para mí, más que unificar el idioma, hay que hacer un esfuerzo por entender las expresiones lingüísticas de nuestros hermanos del habla. Quiero decir, entender a un argentino o a un salvadoreño antes era difícil, pero ahora por la globalización de las telecomunicaciones, es hasta viable entenderle a un brasileño.

Más que defender la pureza del idioma, a mí me gustan las expresiones -incluso las incorrectas-. Pero ¡PUTA, MUCHÁ! unos sí se pelan. Veamos a continuación:



Personalmente no me gusta la salsa de tomate, le quita el sabor a la comida. Pero hay que tener cuidado con lo que ofrecen en las fondas, porque -dicen por ahí- que a veces les meten afrodisíacos en las cosas, y vaya usted a saber dónde termina ese día.






Señor, señor, me presta su perro
para salir a chingar un ratito.










Entonces, voy a llamar para ver cuánto
dinero cuesta para que me lo regalen, ESTÚPIDO.









Esto se llama tener conciencia ecológica,
pero también ser pura mierda.






Pues..., si nos urge para los tragos,
pos ni modo, deme una bolsa de yelo's.







Trabajo de lunes a sábado; fiyado, los domingos. Hoy no fiyo, mañana, sí. Fiyado ya murió, mala paga lo mató. De los tres que les di fiyado: uno ya murió, el otro me está pagando... sólo falta usted. (otros letreros en abarratorías de prestigio).





Otro con conciencia ecológica.
¡SALVEMOS A LOS CONCHODRILOS!








Mama, la invito mañana a celebrar su dia. Baber pollo y guaro.







Obvio. Ése es el problema de trabajar en un
área tan científica como la crianza de aves.





Éstos sí están monopolizando el
mercado... hasta en las tiendas.










Ya ven... hablando se entiende la gente.









PUTA. Cómo costó que el chucho se cogiera a la cobra para que obtuviéramos este resultado.







Conversación escuchada en una aldea de Sololá: "Nuestra comunidad se separó del municipio, porque nosotros sí creemos en el Dios Verdadero".




Sin duda, mi favorito. Y es que ya ven que hay librerías que venden de todo (chocobananos, empacan regalos, papeles, etc.) menos un puto HOMBRES DE MAÍZ. Les dejo este link para que profundicen en esto.




Al final de cuentas, el lenguaje es hermoso y lo importante no es escribir bien, si no hacerse entender. Al final de cuentas, si lees esto y aún te orinás en la pared, es por tu pura gana de chingar.





FOTOS: recibidas por un correo de Carlos Duarte.

5 comentarios:

E. Cárdenas dijo...

Buen día. Creo que este es uno de mis últimos comentarios por acá, porque al leerlos, a autores de blogs y comentaristas,
tanto como en una conversación en persona, parece ser que mi percepción del mundo es transversalmente opuesta a la de las mayorías (y en otras palabras y en ciertos contextos, al omitir mi opinión "caigo mal").

Quizá lo indicado sería un comentario tipo: "Qué buen post! Acusioso y acertado!" y una acotación marginal sobre alguna de las imagenes incluídas en el mismo. Pero bueno, con todo respeto, en este post yo encuentro un romanticismo reaccionario, y hasta etnocidio.

Primero, creo que sería bueno que pensaramos el porqué un "standard" es mejor que la diversidad. Decía hace unos meses, en un programa radial muy parecido al de "Pirulo" pero con otra ideología, que el multilingüismo en Guatemala provoca "desgobierno". Eso lo decía el señor Giovanni Fratti.

De dónde viene ese imaginario de que un "standard" es necesario?. Debieramos revisar nuestra historia reciente, y ver cómo ahora es obligatorio pertenecer a un "standard". Hace unos meses recibí un email de la Facultad de Ingeniería de la USAC, donde alegremente celebraban la incorporación del pensúm de las carreras al "standard". La administración educativa es un "standard". Pero, cuál es el fondo?.

Al decir que nuestro precioso idioma, que no es más bonito que el portugués, pero sí más que el inglés (sic), refiriendonos el castellano, estamos, y debieramos aclararlo, hablando de los mestizos, y en el caso de Guatemala, de un porcentaje de la población, no de los 6 millones de maya hablantes. De todas formas, porqué es más bonito un idioma que el otro?... De dónde surge esa "comparación" de que algo deba ser mejor que lo otro y no los dos igual de respetables y apreciables?.

No encuentro el fondo de todo esto (del post). Para que la RAE apruebe una americanísmo, es necesario que se use en una región y que esté publicado en una obra. Son las obras (literarias) representativas de los fenomenos lingüisticos?... Hace dos años, en un post escribí "biyuyo" como sinónimo de "dinero", y muchos guatemaltecos residentes en el exterior me decían no recordar o no conocer dicha expresión. En cuestión de meses "biyuyo" tenía sinonimos como "biyic", o "biyey". Cuándo aparecerá eso en una obra, cuándo será parte del diccionario de la RAE?...

No encuentro el sentido del post, ni la lógica (no estoy diciendo que no tenga sentido y que no tenga lógica).

Hace años se hablaba (en los 40s) de la "incorporación" del indigena a la sociedad. Hace unas semanas, R. Menchú decía que se debia "standarizar" los idiomas mayas, para fortalecerlos. Es eso cierto?... Se estará cayendo en la misma dinámica neoliberal, capitalista, de la standarización?. Se está finalmente asimilando la cultura occidental y la diversidad y la cultura indigena folklorizando?...

Qué es un standard en una obra de Joaquín Orellana?... Qué es un standard en una ejecución marimbística del altiplano guatemalteco? Qué es un standard en la dinámica lingüistica de los barrios marginales de Guatemala?...

Tengo amigos colombianos, argentinos, chilenos, y nos logramos entender re bien. Tengo amigos de 90 años y de 5 y nos entendemos re bien.

Pero bueno, mucha gente no está tan lejos de ser un standard, entonces es muy consecuente el que tengan standares.

Un saludo y perdón por ir siempre un poquito en contra de lo que leo. Que estén bien.

Chau.

mario dijo...

En primer lugar, E. Cárdenas, yo te invito a que no te autoflagelés con tus participaciones. Los blogs, en especial, han sido una opción de apertura a espacios de expresión.

Hay muchos bloggeros que les gusta leer y no comentar, y está bien. A mí me gustan unos 20 blogs (más o menos) que leo todos los días, pero casi nunca comento porque generalmente no se me ocurre un comentario (ya sea positivo, destructivo, para rebatir, chistoso, mula... casi nunca se me ocurre nada). Pero eso no significa que me autocensure de tajo y decir "ya no voy a comentar".

Cada quien tiene su punto de vista, y yo sé que a veces nos afanamos por hacer sentir nuestra opinión, porque consideramos que es la correcta.

Yo, con los blogs -en especial éste- lo veo como un espacio personalísimo. Generalmente no me preocupa cuál es el contenido. Me imagino que se hay lectores asiduos, es porque comparten algunas opiniones mías. Al que le caigo como patada, me imagino que no viene por aquí.

A mí no me importa que la gente quiera llevar la contraria, siempre y cuando ofrezca argumentos válidos. En tu caso, yo creo que te esforzás por eso, por dar un punto de vista válido. Si eso le provoca problemas a alguien, pues dejalo ser.

Los blogs, por naturaleza, deberían ser tolerantes, por lo que creo que son espacios idóneos para abrir discusiones, porque en nuestra sociedad, en ninguna parte -ni periódicos, ni universidades, nada- hay espacios de debate.

Entre los bloggers, no creo que haya necesidad de alabar sin razón, porque generalmente no nos conocemos las caras. Así que si alguien escribe: "Qué buen post", simplemente hay que aceptarle el comentario, y se agradecido. Además, así como decía Eduardo Torres, en Los demás es silencio:

"Hasta la alabanza del necio, agrada al sabio".

Saludos, y no desistás mano, y gracias por tu punto de vista. Al menos acá son bienvenidos.

Hop Hunahpu dijo...

Gracias por compartir, tenía días de no reírme como me hicieron reír los letreros. Nos guste o no, la quintaesencia del castellano vivo chapín que retrata de cuerpo entero nuestra cultura, la que a veces conscientemente, a veces inconscientemente nos empeñamos en transformar en algo más "aceptable"...

EDS dijo...

Gracias Mario por el post. A mi me provocó sentimientos encontrados, el primero pues es muy divertido leer estos rótulos. Sin embargo también siento algo así como una ignominia por el bajo nivel educativo de nuestra latinoamérica (en promedio).

Aunque no va tanto con el tema del idioma, me parece increible la cantidad de cosas que algunos venden en un solo lugar. En Villa Nueva vi un negocio enfrente de un colegio que tenía un rótulo que decia:

"Se venden útiles escolares, pan, pasteles y fresco de súchiles"

Seguramente todos estos productos tienen una buena demanda en un colegio :-)

Saludos y gracias por este divertido post.

PROSÓDICA dijo...

ME LLEGO EL POST. El de la carreta del fiado está bueno jajajaja. ¿Cuánto tiempo te tomó juntar las fotos?, capaz que me decis un día.

buena onda que volviste a publicar, aunque no te agarro el ritmo ni a p... tenes un tu ritmo único en la posteada.

abrazos mario.